¿Qué diferencia CareTrack de ACTIVE CARE?

Volvo CE cuenta con dos formas diferentes de realizar un seguimiento del estado y del rendimiento de las máquinas: CareTrack y ACTIVE CARE. Pero, ¿qué distingue una de la otra y cuál es la que le conviene más a su negocio?

Volvo CareTrack es el sistema de telemática que recopila información de la máquina, comunica avisos mediante códigos de alerta y proporciona un portal online al cliente para profundizar en los datos de su flota.

Ahora, Volvo CE dispone además de ACTIVE CARE, un servicio de monitorización que funciona las 24 horas del día, todos los días del año, y que elabora informes semanales sobre la utilización de la flota a partir de los datos arrojados por CareTrack. Es decir, los clientes no pueden disfrutar de las ventajas de ACTIVE CARE sin CareTrack.

«La principal diferencia es que con ACTIVE CARE, el personal de Centro de control de funcionamiento de Volvo puede gestionar los datos para el cliente, es decir, le proporciona un diagnóstico remoto y detecta problemas antes de que se produzcan. En definitiva, el cliente se beneficia de toda la información que se obtiene, pero de una forma mucho más simple», revela Aram Ibrahim, director de servicio de asistencia de producto.

Monitorización de las máquinas y gestión de casos

CareTrack avisa al cliente cada vez que se activa un código de error de la máquina, independientemente de su gravedad. A partir de ahí, depende del propio cliente si contacta o no con el concesionario para comunicarle los datos de la alerta, y es además el responsable de vigilar cómo se desarrolla el incidente.

Por su parte, ACTIVE CARE se encarga de la supervisión y del diagnóstico, por lo que el cliente solo se tiene que preocupar de recibir la notificación con la medida específica que hay que tomar. Este sistema para la gestión de casos exclusivo de Volvo interpreta los códigos de errores para averiguar cuáles son las causas probables, recomendar soluciones y prever las consecuencias en caso de que no se reaccione. Se hace un seguimiento de cada caso en nombre del cliente desde el momento en que se registra la alerta, hasta que se produce una resolución. Y, en el proceso, se informa al concesionario de cada novedad.

«Las incidencias del cliente se resuelven con un enfoque preventivo con la colaboración del concesionario, es decir, antes de que se agrave la situación, por lo que las máquinas siguen funcionando sin interrupciones», afirma Ibrahim.

Informes de flotas

Con CareTrack, el cliente tiene que iniciar sesión en un portal online para acceder de forma manual a los datos de la flota y generar informes. Y lo pueden hacer con la frecuencia que deseen.

Sin embargo, los clientes que disfrutan de ACTIVE CARE obtienen informes semanales de sus flotas elaborados por Volvo de forma automática, donde se resume la información para que se pueda interpretar más fácilmente, y se aporta las estadísticas de cada máquina en cuanto a su utilización y casos de uso incorrecto. De esta forma, los gestores de flotas pueden tomar decisiones que mejoren sus niveles de productividad, a la vez que reducen los costes.

¿Qué servicio me conviene más?

«Un sistema de telemática puede elevar la eficiencia y la rentabilidad de flotas. Y el servicio de ACTIVE CARE es la materialización perfecta de este servicio. Al sopesar las dos opciones que ofrece Volvo, lo que se hace realmente es decidir cuánto tiempo quiere dedicar un gestor a interpretar los datos y si se disponen de los recursos para detectar problemas antes de que se produzcan interrupciones», concluye Ibrahim.

MÁS INFORMACIÓN

Anna Arbius

Jefa de Comunicaciones y marketing
Soluciones Autónomas de Volvo
Correo electrónico: anna.arbius@volvo.com

Tiffany Cheng

Director, External Communications
Volvo Construction Equipment
Tel: +32 499 56 68 47
E-mail: tiffany.cheng@volvo.com