Ascendum España

Tres hábitos que reducen la rentabilidad

Cuando un equipo de construcción se encuentra al ralentí, no solo deja de ser productivo, sino que también le cuesta dinero.

1. Mayor gasto en combustible

El combustible es uno de los gastos más importantes para los propietarios de equipos de construcción, por lo que es fundamental aprovechar cada gota con el fin de amortizar el desembolso que supone. Las máquinas que están al ralentí son, en definitiva, un desperdicio de dinero.

Mayor gasto en combustible

2. Aumento del desgaste de la máquina

Asimismo, si el motor está en funcionamiento,pero la máquina no está realizando ninguna tarea, se produce un desgaste innecesario del motor. Esto conlleva una revisión más frecuente de la máquina y, además, habrá que sustituir las piezas antes, lo cual se sumará al coste total de propiedad.

Aumento del desgaste de la máquina

3. Disminución del valor de reventa

Al acumular más tiempo innecesario en su cuentakilómetros, el funcionamiento al ralentí puede reducir también el valor de reventa de una máquina. A lo largo de la vida útil de una máquina, esto puede suponer una pérdida significativa de su valor, una desventaja que se puede evitar fácilmente.

Disminución del valor de reventa

Cómo reducir el funcionamiento al ralentí

El funcionamiento al ralentí se produce por dos motivos principales. El primero ocurre cuando se dejan los motores en funcionamiento durante los descansos del operador.

Para impedirlo, muchas máquinas Volvo incluyen una función de apagado automático del motor. A los cuatro minutos de inactividad, la máquina emite una señal de advertencia de 60 segundos para avisar de que se va a apagar el motor. Así pues, el motor de la máquina se apaga solo tras esos 60 segundos.

Sin embargo, se recomienda siempre a los operadores que tengan la costumbre de apagar las máquinas.

Otro motivo por el que se suele tener las máquinas al ralentí es que la cantidad y las prestaciones de las máquinas de una obra no se ajustan bien al objetivo de toneladas por hora o coste por tonelada que se pretende lograr. Por ejemplo, una cargadora de ruedas puede estar al ralentí mientras espera que un dúmper llegue para que le deje su próxima carga.

Volvo CE trabaja con sus clientes para que cuenten con una combinación óptima de máquinas en cada trabajo. Y para los clientes con mayores demandas de máquinas, Volvo CE puede realizar una simulación de la obra con la herramienta denominada SiteSim, con la que se planifica la organización ideal de una obra, donde se incluyen también las rutas que deben recorrer los operadores.

Sin embargo, sea cual sea su situación, si conecta sus máquinas al sistema de telemática CareTrack de Volvo CE y solicita un informe de Insight Report, podrá estar al tanto de todo lo que ocurre en su obra y controlar sus gastos.

Cómo reducir el funcionamiento al ralentí

MÁS INFORMACIÓN

Anne Bast

VP Comunicaciones Corporativas
Volvo Construction Equipment
Región comercial EMEA (Europa, Oriente Medio y África)
Tel.: + 46 16 5415906
anne.bast@volvo.com

Hannah Kitchener

SE10
Londres
Tel.: +44 207 923 5863
E-mail: hannah.kitchener@se10.com